Recogida de trastos | Recogida Muebles Gratis

Cuando se habla de la recogida de trastos se tiende a relacionar —erróneamente— esta labor con la de la recogida de basura. Se trata de un error, porque una cosa es la recolección que hace el ayuntamiento de los desechos —destinados a su destrucción o reciclaje— y algo muy diferente es la recogida de trastos, muebles y enseres que no necesariamente han llegado al final de su vida útil.

Aunque la Real Academia de la Lengua Española define “trasto” como una “cosa inútil, estropeada, vieja o que estorba”, éste es su uso despectivo. La propia RAE también define trastos como los “muebles o utensilios de una casa”. Preferimos quedarnos con esta segunda acepción.

Porque la realidad es que, ante el resurgimiento de la economía basada en la segunda mano, la economía circular y la reutilización o reaprovechamiento de nuestras pertenencias, la recogida de trastos tiene hoy día más sentido que nunca.

 

recogida de trastos

 

La recogida de trastos y su función social

  • La recogida de trastos es muy sostenible. ¿Puede haber algo más respetuoso con el medioambiente que no generar basura? ¿No tiene toda la lógica del mundo que dejemos de producir tanta basura y que, en lugar de ello, intentemos que lo que se produce se aproveche al máximo?
  • Porque la basura de unos es el tesoro de otros. Así reza la expresión. Quizá para ti no tenga sentido conservar el televisor viejo estropeado y que sólo se te ocurra llevarlo al punto limpio. Pero es probable que cueste poco dinero de reparar y que a otra persona le pueda hacer muy buen papel. La recogida de trastos consigue separar el grano de la paja y darle una segunda oportunidad a las cosas que están rotas pero que todavía pueden arreglarse.
  • Muchas de las empresas u organismos que se dedican a la recogida de trastos lo hacen con un fin puramente social. Aunque no quieras el viejo comedor, la cómoda rota o el televisor estropeado del ejemplo anterior, sí podrías donarlos a un colegio, a un centro de rehabilitación de drogodependientes o a la iglesia.

Por todo lo anterior, la próxima vez que quieras deshacerte de alguno de tus enseres, no descartes la recogida de trastos y ponte en contacto con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *